PedidosYa, empresa multinacional de Q-Commerce y delivery, se enfrentaba a una administración deficiente de sus requerimientos de impresión, por falta de un control centralizado, disponibilidad oportuna de consumibles, equipos ineficientes e inestabilidad en su conexión.

Ante este escenario, DIMA, proveedor e integrador de soluciones tecnológicas, llevó a cabo un relevamiento para conocer en detalle los requerimientos técnicos del cliente, al igual que la distribución de los ambientes en sus oficinas.

“En base a esa información se le presentó una propuesta por el Servicio de Outsourcing de Impresión, que incluía todos los equipos requeridos para sus necesidades de impresión, copiado y escaneado; la provisión de consumibles a demanda, repuestos, soporte técnico preventivo y correctivo, equipos de respaldo, configuraciones personalizadas, y software de tracking de consumo”, detalla Giovanni Marchetti, Jefe Comercial División Printing & Digitalización.

Según explican desde PedidosYa, los principales objetivos que se buscaban pasaban por mantener una gestión centralizada; mejorar la experiencia del usuario; optimizar los tiempos de actividad de los dispositivos; lograr adaptabilidad al crecimiento; y reducir los costos de impresión.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

La solución

DIMA propuso instalar el equipo IM C300 de RICOH en ubicaciones estratégicas de la empresa. Se trata de una impresora de alto tráfico multifuncional (imprime, copia y escanea) para documentos en B&N y color, con una amplia pantalla táctil de 10,1” para comodidad de uso. Incluye la tecnología Always Current Technology que realiza actualizaciones periódicas de aplicaciones y firmware; Smart Integration que permite las impresiones y escaneos directo desde y hacia aplicaciones en la nube (Google Drive, OneDrive, Dropbox, entre otros); y el Smart Device Connector, que permite el uso de las funciones del equipo desde cualquier teléfono inteligente.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

PedidosYa, a nivel regional, tiene un proyecto para administrar de forma centralizada las impresoras desde un servidor de impresión de Argentina, replicado en el resto de los países (Uruguay, Bolivia, Perú, Chile, Paraguay).

DIMA, por su parte, como distribuidor autorizado de la marca para Bolivia, cuenta con una amplia experiencia en la provisión de este servicio a nivel nacional desde hace 11 años, actualmente con más de 2.500 equipos bajo contratos de servicios, con presencia en prácticamente todos los sectores del mercado.

El integrador, además de la implementación, brinda soporte técnico en estricto cumplimiento con SLAs previamente pactados, dotación de insumos inmediata en cuanto se anuncia escasez y garantía de funcionalidad del equipamiento al 100%. Luego, de manera mensual, se le provee al cliente un reporte con el detalle de consumo de la empresa.

“Más allá de la fiabilidad y robustez de los equipos RICOH, un aspecto fundamental para proveer un servicio de calidad es la atención que se le brinda al cliente en sus requerimientos de soporte técnico y la provisión de consumibles y repuestos”, destaca Marchetti. “Contamos con una amplia estructura de ingenieros y técnicos de soporte a nivel nacional, certificados por el fabricante y con varios años de experiencia en el rubro. Asimismo, mantenemos políticas estrictas de abastecimiento de consumibles y repuestos, con amplios márgenes de seguridad, para evitar quiebres de stock en todo momento. Nos enorgullece mencionar que tenemos un historial impecable en cuanto a la disponibilidad de consumibles y repuestos para nuestros clientes”.

Si deseas más información sobre este servicio para tu empresa, puedes consultar en el siguiente link.