La impresión 3D comienza a producir medicina

A Parrot AR Drone 2.0 is seen flying during a demonstration at the Consumer Electronics Show, Wednesday, Jan. 9, 2013, in Las Vegas. The drone has a built in camera and can be controlled with a smart phone. (AP Photo/Julie Jacobson)

Esta tecnología fue aprobada por la FDA en Estados Unidos. Se trata de un proyecto que permitió fabricar un medicamento para la epilepsia llamado Spritam.

La tecnología de impresión 3D no para de sorprender a las industrias. Luego de ser utilizada en varios sectores, la salud sigue siendo uno de los más sorprendentes en el que las impresoras 3D se han insertado, dejando importantes avances en la producción de riñones o corazones; y ahora se logran aplicar efectivamente en la industria farmacéutica.

Según la FDA (Administración de Alimentos y Medicamentos) se ha aprobado la producción de Spritam, una medicina para la epilepsia creada con una impresora 3D. Asimismo, es la primera vez que este organismo, encargado de regular esta industria en los Estados Unidos, aprueba el trabajo de un equipo de estas características para fabricar un medicamento ingerido por el ser humano, abriendo las puertas a nuevas posibilidades médicas.

Según explican desde el ente regulador, la farmacéutica Aprecia es la encargada de desarrollar este medicamento que se imprime de la misma forma que otros productos tradicionales. Como explican, este dispositivo lanza una serie de capas con los polvos que van conformando las pastillas. Pero esto no es todo: esa composición médica hace que se disuelva de forma mucho más veloz que las píldoras convencionales, facilitando la forma de ingestión por parte de los seres humanos.

Por otro lado, la empresa asegura que es posible ajustar las dosis con píldoras que se pueden imprimir en un mayor o menor tamaño según el paciente. Este proyecto todavía se encuentra en etapa de desarrollo y pruebas, pero está siendo efectivo.

Fuente: Aprecia, Quartz.